FANDOM


                                    INTRODUCCIONEditar

 

A continuación, se abordan diferentes temas que afectan en cierta manera la salud integral del trabajador guatemalteco debido a que la mayoría de la población económicamente activa ejerce un trabajo agrícola. La problemática del mal manejo de los plaguicidas sigue siendo un problema de alta peligrosidad para la población que tiene contacto con estas sustancias químicas.  Estas sustancias de utilidad agropecuaria tienen como función eliminar entes biológicos que puedan alterar el cultivo de los campesinos y a la vez estos por su función son clasificados según su finalidad biológica como los fungicidas, insecticidas, rodenticidas, herbicidas; estas sustancias orgánicas e inorgánicas pueden tener efectos muy tóxicos al ponerse en contacto con los trabajadores y además existen otros factores que pueden potenciar aún más el efecto tales como la ingesta de comida previamente a la intoxicación, el estado nutricional, consumo de bebidas alcohólicas, menores de 5 años, embarazadas y lactancia, ancianos, entre otros. Las incidencias según los reportes de la Organización Mundial de la Salud son muy altas y la mayor parte ocurre por el mal manejo y la poca educación laboral, por lo que se considera una problemática activa para la salud de los agricultores. 

Además de esto los plaguicidas pueden permanecer en el ambiente de tal manera que pueden transportarse por el aire contaminando los suelos, el aire, el agua y la lluvia, y estos a la vez pueden ser un mecanismo de transporte que pueda contaminar a las viviendas cercanas y provocar una intoxicación de forma indirecta. A raíz de todo esto, el Comité Interinstitucional SAICM, el Ministerio de Ambientes y Recursos Naturales promueven actividades con el fin de la prevención de la intoxicación por plaguicidas. Asimismo, existen acuerdos ministeriales que medían el uso de estos compuestos químicos prohibiendo algunos agentes nocivos para la salud del agricultor.  Otra de las medidas abordadas en nuestro país manteniendo el objetivo de prevenir la intoxicación por estos compuestos químicos, es la fomentación de la responsabilidades de los trabajadores que emplean estos químicos en el campo laboral, como también a las empresas que utilizan estos recursos, esto a través de la educación para la reducción de los factores de riesgos que el agricultor pueda presentar, capacitación para el mejor manejo de estas sustancias, el uso de ropa y equipo de protección personal para el manejo adecuado de estas sustancias, higiene personal, educación para la protección del medio ambiente; la vigilancia médica es otra medida de control que se ha integrado  para las personas que se exponen a tiempo completo a estas sustancias ya que se cuenta con médicos especializados que velan  por la protección y detección de los factores de riesgos que el trabajador pueda presentar, esto con el fin de disminuir los daños irreversibles que a la salud pueda provocar.

Hoy en día, se utiliza un protocolo de manejo para los pacientes intoxicados por estos agentes químicos, desde el primer contacto de atención de auxilio brindada en los centros de trabajo o puestos de salud, hasta el nivel más alto de atención, tales como abordaje con tratamiento farmacológico como la atropina, bajo ciertas medidas según los signos y síntomas que el paciente presente. Los pronósticos de los pacientes intoxicados dependen del tiempo desde la ingesta, y la concentración plasmática del toxico, de tal manera que, si estas dos son altas, mayores serán las secuelas, incluso la muerte del paciente.  La ingesta de estos químicos puede llevar a varias complicaciones como insuficiencia pulmonar, insuficiencia renal, quemadura del tracto digestivo, consolidaciones pulmonares e incluso la muerte. Es importante conocer los primeros síntomas que el paciente pueda presentar según el medio en que ingresa el químico al cuerpo, tales como inhalados, ingeridos y por contacto de piel para el abordaje del tratamiento de los pacientes intoxicados.

 

 

                                 JUSTIFICACIONEditar

 

Guatemala es un país cuya economía está basada en gran parte en la agricultura, ya que el 57.2% de la población económicamente activa se dedica a esta actividad, considerando que el mayor porcentaje de la población vive en pobreza y extrema pobreza, los pobladores recurren a los plaguicidas para tratar sus cosechas, sin conocer las repercusiones que estas mismas generan al ambiente y a la salud. Por otra parte, la agricultura aporta aproximadamente el 27.4% del producto nacional bruto, apoyada lógicamente, en los recursos naturales renovables.

Los plaguicidas son productos elaborados con base a sustancias químicas, microbiológicas o botánicas. Son sustancias tóxicas o venenosas que deben emplearse correctamente para evitar innumerables daños a la salud y el medio. Cuando se usan inapropiadamente, las personas pueden intoxicarse o envenenarse, siendo la piel, la nariz, la boca y los ojos los medios por los cuales el veneno puede entrar al cuerpo. La intoxicación por plaguicida produce un efecto dañino en el organismo de la persona, por lo que debe ser atendida inmediatamente para evitar complicaciones.

Debido al daño que los plaguicidas pueden causar, es pertinente que las personas estén enteradas de sus usos y aplicaciones, así como la manera correcta de utilizarlos y desechar los embaces posterior al uso.

La siguiente investigación se considera de gran aporte, ya que es pertinente que la población guatemalteca tenga el conocimiento de lo que son los plaguicidas y de las consecuencias que éstos pueden ocasionar si son empleados de manera inapropiada. Así mismo se proporciona información sobre ciertos plaguicidas que son prohibidos en la actualidad, y que la población sigue usando debido a su bajo costo y su efectividad, pero lo que la población desconoce son sus efectos hacia la población y el ambiente.

Es necesario que como estudiantes de medicina conozcamos la forma en que el empleo de plaguicidas puede llegar a causar daños irreversibles en el organismo y el ambiente, para de esta manera brindar a la población que los utiliza una educación adecuada sobre su manera de empleo y la forma de reducir los daños y podamos así mismo concientizar a la población acerca de cómo se puede contribuir al reducir la utilización de los plaguicidas buscando alternativas más seguras y de mejor beneficio.

 

OBJETIVOS


  • Clasificación de plaguicidas, su uso y efectos tóxicos que estos provocan a la comunidad y sus factores determinantes.</li>
  • Determinar las legislaciones sobre plaguicidas para la prevención de riesgos en los trabajadores del Área Agrícola en Guatemala.</li>
  • Identificar intoxicación por Herbicidas como el Paraquat, mediante síntomas, signos y el tratamiento a seguir al paciente.</li>
  • Determinar los síntomas por intoxicación vía oral, cutánea y respiratoria de plaguicidas tipo insecticida como la fosfina.</li>
  • Identificar intoxicación por Organofosforados como el Tamarón en niños y adultos del área rural mediante síntomas y signos y su tratamiento.</li>

     

     

                                            CAPÍTULO 1Editar

    Abordaje integral de la intoxicación por plaguicidas

    Plaguicidas

     Toda sustancia química inorgánica u orgánica que es utilizada para tratamiento de cosechas con el fin de combatir Artrópodos son conocidos como Plaguicidas los cuales pueden afectar la salud de personas, animales domésticos o hasta plantas que son útiles para el hombre.

    Generalmente, los plaguicidas son de alta utilidad en la industria agropecuaria que en este caso son los llamados agroquímicos y en los hogares los cuales consisten en plaguicidas urbanos (1).

    Los plaguicidas también tienen la función de eliminar parásitos que se pueden encontrar en el cultivo los cuales pueden derivar del ganado, animales domésticos, personas (2).

    Los plaguicidas pueden ser clasificados según su función biológica en:

    ·         Fungicidas

    ·         Insecticidas

    ·         Rodenticidas (esto depende de su toxicidad ya sea para insectos, malas hierbas, roedores  y hongos.)

    ·         herbicidas

     Los plaguicidas dependiendo de su composición química pueden ser (2):

    ·         Inorgánicos: Este tipo de plaguicidas se ha investigado que no causan mayor problema con respecto a su toxicidad y la evolución que este tiene en el suelo (2).

     

    ·         Orgánicos: Este tipo de plaguicidas por el contrario a los inorgánicos, desarrollan una gama de productos que se cree plantean gran problemática de evolución en el suelo (2).

     Estos compuestos que son utilizados en la agricultura como se mencionó anteriormente, tienden a llegar al suelo de forma indirecto o bien directa lo cual va a causar problemas que son de polución y contaminación, por este motivo algunos investigaciones del medio ambiente consideran que estos compuestos conocidos como plaguicidas deben de ser limitados ya que causan un alto riesgo de retención  que estos dan a las cosechas y el suelo y que luego estos serán incorporados en la cadena alimenticia y presentar riesgo para la población que consuma dichos alimentos (2).

    Es importante conocer la importancia del tema  ya que un factor de riesgo según la OMS, se define como cualquier rasgo, característica o condición de una persona estos hacen que contribuyan a aumentar la probabilidad de padecer una enfermedad.  (3)

     Los factores de riesgo que tienden a sufrir intoxicaciones por plaguicidas podemos mencionar:

    ·         Personas que por su actividad laboral y adquirir un ingreso económico deben tener un contacto directo con los plaguicidas (4)

    ·         Personas que laboren o vivan en sitios en donde estén almacenados los plaguicidas (4)

     Otros factores que pueden potenciar el efecto de intoxicación son:

    ·         La comida ingerida previamente (4)

    ·         El estado nutricional en el que se encuentre la persona (4)

    ·         El consumo de bebidas alcohólicas (4)

    ·         Niños menores de 5 años (5)

    ·         Embarazadas y lactantes (5)

    ·         Personas mayores de edad (5)

    ·         Personas inmunocomprometidas (5)

     

    Se encuentran sumamente vulnerables a intoxicaciones por el uso de plaguicidas todas aquellas personas que por su actividad económica deban manipularlos, como es el caso de los agricultores, ganaderos, floricultores y fumigadores; por tanto, otro grupo importante de riesgo son las personas que residen o trabajen en lugares cercanos a su almacenamiento y uso. (6)

     Los denominados plaguicidas es una mezcla de sustancias que se utilizan de manera intencional para poder tener un control de las plagas agrícolas y de vectores como también de insectos que pueden llegar a potenciar enfermedades en humanos y en aquellos animales, es por ello que son de gran beneficio para la comercialización de alimentos, diferentes productos agrícolas, alimentos para diversidad de animales, etc. (7) (8)

    A pesar de ello, son sustancias que químicamente tienen una naturaleza compleja, que al ser aplicadas al ambiente, están sujetas a una sucesiva seria de transformaciones que son químicas, físicas y biológicas debido a los fenómenos de absorción y adsorción, sobre los suelos y plantas, así como también por la degradación microbiana (7)(8).

     La parte difícil de ello es que estas al ser aplicadas y mediante los fenómenos naturales pueden llegar a constituir un gran riesgo, debido a que por ejemplo en lluvias fuertes pueden llegar a ser arrastrados por las corrientes de agua y hasta de aire lo que permite su transporte a grandes distancias, por lo que hay que añadir que los residuos volátiles pueden hasta llegar a la atmosfera y regresar con la lluvia y dirigirse a otros lugares, con lo que se convierte en un ciclo que crea un problema que no puede ser controlada tan fácilmente (7)(8).

     La que lo vuelve potencialmente peligroso es el uso desmedidos de estos y sin considerar el potencial daño que puede causar no solo a la salud sino al medio ambiente, ya que la mayoría de agricultores que se ven en la necesidad de usar estos, no tienen un nivel académico competente lo que como consecuencia pude llegar a producir un mal manejo de estos:

    ·         Utilización desmedida de insecticidas sin importar sus efectos dañinos, al solo pensar en su efecto agrícola y dejar de lado los efectos adversos que ocasiona tanto al medio ambiente como a organismos vivos (animales, humanos, etc.) (7)(8).

    ·         Administración de grandes cantidades de insecticidas, sin pensar en una dosificación adecuada, lo que genera consecuencias potencialmente fatales y toxicas para el medio ambiente y las personas que viven en los alrededores (7)(8). 

    ·        No tomar medidas de seguridad al momento de usar los mismo, debido a que muchos de ellos tienen diferentes vías de ingreso al organismo (inhalación, vía digestiva, cutánea o dérmica, de la madre al niño) por lo que deben tomarse ciertas consideraciones en el manejo de dichas sustancias (7)(8).

    ·         Falta de capacitación en cuanto el uso desmedido de estos y como pueden administrarse, sin olvidar el buen manejo de ellos (7)(8).

    Tomando en cuenta estos factores mencionados anteriormente, al no ser observados pueden llegar a perjudicar la salud, provocando daños que pueden ser mortales (7)(8).

    Según estimaciones que ha realizado a través de estudios la organización mundial de la salud (OMS), ocurren en todo el mundo un aproximado de tres millones de intoxicaciones agudas en todo el año, con un tercio de las mismas por origen accidentales (de estas un 70% fueron debidas a origen laboral), por lo que las intoxicaciones han llegado a dejar cifras mortales que oscilan de 220,000 defunciones por año, como también las exposiciones intensas a largo plazo, principalmente laboral, puede presentar un total de 735,000 casos con efectos crónicos específicos, por lo que se estima que la exposición de baja intensidad puede llegar a causar unos 37,000 casos de cáncer y otros efectos que aún se investigan (7)(8).

    Por lo que considerando los efectos beneficiosos en contra parte con  las consecuencias que ejerce su manipulación  a los trabajadores agrícolas y todos aquellos que se ven afectados por el uso inadecuado de estos, deben de tomarse medidas al respecto para poder mejorar y reducir los números que año tras año, presenta la OMS, con el fin de instruir a la población que hace uso de estos a un buen manejo de estos plaguicidas y tomar el uso de barreras adecuadas para poder evitar consecuencias catastróficas (7)(8).

    Ahora bien, considerando los efectos que produce a nivel ambiental, son catastróficos a tal grado que muchos de los daños que produce son irreversibles a la biodiversidad (formas vivas de la naturaleza), llegando a producir desertificación por el uso sin medida de estos, produciendo la incapacidad fértil de los suelos de los cuales dependen muchas especies para sobrevivir, incluyendo la raza humana (7) (8).

    Por lo que debe de considerarse el uso de estos como algo beneficioso para el hombre y buscar otras alternativas que puedan ejercer el mismo efecto benéfico, sin producir tales daños como los producen los órganos fosforados (7) (8).

    Los plaguicidas son altamente nocivos para la salud de las personas que se encuentran expuestos a ellos, independientemente de la vía por la cual entren en contacto, ya que son altamente tóxicos y pueden llevar a la muerte si  no se tiene una intervención médica con un manejo adecuado. (1,3)

    El daño que los plaguicidas pueden causar en las personas depende mucho de su grupo químico y el grado de toxicidad. Los síntomas y signos se presentan entre las 12 a 24 horas posteriores a la exposición de plaguicidas, con el pasar del tiempo las probabilidades de sobrevivir disminuyen, provocando la muerte a la persona expuesta. (6,10)

    Los efectos de los plaguicidas sobre el medio ambiente dependen mucho de la naturaleza química del compuesto, entre sus propiedades encontramos la solubilidad en agua, estabilidad química y biológica, su volatilidad; ya que todos estos factores determinan sus adherencias al sistema abiótico, y su llegada al sistema biótico. (9,10)

     Los plaguicidas que resisten ante la degradación química y bacteriana por su estructura química son los organoclorados, éstos cuando son liberados permanecen durante un largo tiempo en el ambiente, inalterados, debido a que son sustancias poco solubles en agua se evaporan; por ello pasan al aire y se unen a partículas del suelo, como vapor o polvo. (9)

    Cuando los plaguicidas se encuentran en el aire pueden transportarse grandes distancias y volver al suelo o aguas, cuando llueve; contaminando así el aire, suelo y agua de tal forma que las personas que tengan contacto con ellos puedan intoxicarse de forma indirecta. (9,10)

     Los plaguicidas con mucha frecuencia son absorbidos por plancton (pequeños organismos) desde el agua, logrando entrar a la cadena alimentaria desde sus niveles más bajos, cuando animales superiores (como peces) se alimentan de éstos, los contaminan y pasan a contaminar a lo más alto de la cadena trófica. Llegando de último al hombre cuando se alimenta de animales contaminados. Estas sustancias tienden a acumularse en las grasas de los animales, aumentando su concentración (biomagnificación). (9,10)

     Los efectos a largo plazo serían los mismos, solamente que la concentración de los plaguicidas en el ambiente aumentarían, aunque el daño siempre es el mismo. (9,10)

     A continuación se presente un caso de realidad nacional donde se observar el  uso y los efectos adversos que tiene los plaguicidas en la comunidad:

     

    Caso 1

    La Aldea La Estancia es una comunidad urbana con 5,000 habitantes y considerada como una  “población joven”. El promedio de escolaridad es de 3 años a pesar de que en la comunidad existe una escuela en la que se registra alta deserción escolar. Aproximadamente el 60% de la población es pobre y el 20%  extremadamente pobre. La mayor actividad económica es la agricultura por lo que en los alrededores se ubican parcelas y terrenos con cultivos predominantemente de hortaliza, frijol y maíz que son los principales productos de consumo familiar, que se venden en mercados locales y aledaños. 

    En la comunidad hay una distribuidora de agroquímicos donde se venden diferentes tipos de productos: plaguicidas, insecticidas, herbicidas entre otros, sin ninguna restricción ni control. A eso se agrega que el vendedor al igual que sus clientes no han recibido capacitación para manipular, mezclar, preparar y aplicar plaguicidas ni para manipular, limpiar y guardar el equipo de aspersión o desechar los envases.

    Ellos comentan que en ocasiones sienten mareo, nausea, cefalea, diarrea  durante o después de su trabajo, pero no le dan importancia, se automedican y no acuden al puesto de salud ni buscan atención médica a menos que, según ellos consideren, el caso sea grave.

     

     

     

     

    CAPÍTULO 2Editar

    Legislación de plaguicidas y Prevención de intoxicaciones por estosEditar

    En trabajadores Agrícolas

     

    Ø  La legislación sobre plaguicidas

    En la actualidad, no se aplican estrategias que abarquen los datos de toxicidad y ecotoxicidad con las consecuencias de exposición en acciones de vigilancia ambiental sobre los productos químicos. Los resultados epidemiológicos que se adquieren, los maneja el sistema de salud del país, pero no están integrados a la gestión ambiental.

    El Comité Interinstitucional SAICM integrado en 2008, promueve la conmutación de información interministerial, y sostiene diálogos acerca de la centralización de la información de sustancias químicas en un solo sitio proveniente de los diferentes ministerios que la generan. (11)

    El MARN ha dado inicio a las actividades relacionadas con la planeación de un Registro de Emisión y Transferencia de Contaminantes nacional y regional con el soporte del Instituto para las Naciones Unidas para la Formación y la Investigación (UNITAR, por sus siglas en inglés), para SAICM y la Comisión Centroamericana de Ambiente y Desarrollo (CCAD).

    La coordinación de los temas relacionados a los Compuestos Orgánicos Persistentes (COP), del Convenio de Estocolmo, coadyuvo en la formación del Comité Nacional de Coordinación de COP que está compuesto por casi 35 profesionales que representan igual número de instituciones públicas, privadas, ONGs, académicas, instituciones de investigación, y sociedad civil; una comisión multisectorial de plaguicidas del MAGA; y una Comisión de plaguicidas en el Ministerio de Salud Pública y Asistencia Social (MSPAS). (11)

    Es de suma importancia mencionar, que en los años 60 aumentó significativamente en Guatemala la utilización de productos químicos, entre ellos los COP, para ser empleados para prevenir las plagas en la producción agrícola, fundamentalmente en la región de la Costa Sur donde son utilizados en gran medida para el cultivo del algodón. Así mismo, el DDT fue empleado para combatir la malaria por el Sector Salud.

    Cabe mencionar que Guatemala utilizó en gran medida estos compuestos químicos hasta hace pocos años, antes que el MAGA declarara acuerdos ministeriales prohibiendo el uso de la mayoría de estos químicos, no obstante, por las propiedades innatas de persistencia y bioacumulación, pueden estar contenidos aún en el ambiente. (11)

    Entre los avances en la ejecución del Proyecto, se implementó un grupo de trabajo en la Unidad para el Manejo Ambientalmente Racional de Productos Químicos y Desechos Peligrosos, que se encarga de coordinar todas las actividades propuestas en dicho proyecto, entre estas actividades se encuentra la elaboración de inventarios nacionales de  sustancias químicas y habiéndose establecido una línea base sobre las existencias presentes de contaminantes químicos; se educó y concientizó a una porción pequeña personas involucradas de forma directa a estos compuestos, construyendo el Plan Nacional de Implementación para que al 2025 se reduzcan las emisiones de estos compuestos y se así mismo se eliminen las sustancias encontradas. Las etapas del proyecto comprenden cinco fases a saber: 

    Fase I. Coordinación del mecanismo y procesos de organización; Fase II. Elaboración de Inventarios nacionales y valoración de la capacidad de infraestructura nacional a través de otras investigaciones; Fase III. Fijación de prioridades y determinación de objetivos; Fase IV. Formulación de Planes Nacionales específicos de COP y el PNI para Guatemala; Fase V. Endoso del PNI a interesados nacionales e internacionales. (11)

    En el desarrollo de la segunda fase de Proyecto, el país elaboró varias investigaciones que sirvieron de base para establecer la línea base de la situación actual de COP en Guatemala. Así mismo, se han realizaron nueve inventarios y dos diagnósticos del tema relacionado a los COP de los siguientes temas: Inventario preliminar de plaguicidas COP; Inventario preliminar de DDT; Inventario preliminar de bifenilos policlorados; Dioxinas y Furanos; Sitios contaminados; Infraestructura técnica; Capacidad analítica y Monitoreo; Información Pública; Actividades de ONGs. También se han elaborado 2 investigaciones relacionadas con COP; Implicaciones socioeconómicas de COP; y Requerimiento de Exenciones. (11)

    Debido al aumento de la frecuencia del uso de plaguicidas agrícolas en el siglo pasado, estos son utilizados para aumentar la producción de las cosechas. Se empezaron a notar los daños ecológicos que estaban causando; asimismo, se pusieron en evidencia los daños a la salud humana.

    Organizaciones y personas comenzaron a oponerse a la implementación y al abuso de los plaguicidas y por conocer científicamente la verdad acerca de estos, lucha que se mantiene hasta la fecha, pero estas, han tenido logos importantes.

    Existen ciertos plaguicidas que son altamente peligrosos para la salud de las personas y así mismo, dañan al medio ambiente; hay doce productos denunciados por el Convenio de Estocolmo, denominados la Docena Sucia. (12)

    Entre los plaguicidas denominados “la Docena Sucia” se encuentran: Aldrín, Dieldrín, Endrín, Clordano, Heptacloro, Hexaclorobenceno, Mirex, Toxafeno, DDT, PCB, Dioxinas y Furanos, que son contaminantes orgánicos persistentes. Dentro de la Docena Sucia se encuentran ocho insecticidas agrícolas que han sido profusamente utilizados, principalmente en países subdesarrollados, entre los que se incluye Guatemala. (PNUMA, 2001). Desde 1985 la Red de Acción en Plaguicidas y sus Alternativas para América Latina inició la Campaña contra la Docena Sucia, cuya finalidad es:

    ·         Considerar la salud humana y la calidad del medio ambiente, como factores más importantes que el uso y comercialización de los plaguicidas;

    ·         Acabar con uso de los plaguicidas de la Docena Sucia, en los países en donde no existan condiciones apropiadas que protejan al ser humano;

    ·         Hacer llegar toda la información técnica necesaria sobre la salud y la seguridad de las personas, y

    ·         Apoyar la investigación y el uso de otros métodos de control de plagas que reduzcan al mínimo o eliminar el uso de los plaguicidas” (RAP-AL, 2011).

    Esta lista inicial de plaguicidas peligrosos ha venido siendo objeto de cambios, agregándose otros, que por su composición química causan efectos dañinos en la salud humana y en el ambiente.

    Los plaguicidas que se utilizan con mayor prevalencia en Guatemala, según registros de importación, son: 2,4-D, Atrazina, Mancozeb, Paraquat, Aldicarb y Terbufós. Los plaguicidas que están más asociados con problemas de intoxicación aguda y daños para el ambiente son: Metilparatión, Paraquat, Tamarón, Endosulfán y Atrazin.

    El pesticida organofosforado Metamidofos, tiene clasificación toxicológica de altamente peligroso, sin embargo, en Guatemala, como en muchos países subdesarrollados aún se sigue utilizando. (12)

    También es necesario informar que arriba del 70% de los productos frescos vendidos en los mercados de la ciudad de Guatemala, se encuentran contaminados con plaguicidas organofosforados, considerados altamente peligrosos (Solano, 2010).

    En la actualidad, por la internacionalización de la agricultura y para garantizar la inocuidad de los productos de exportación, es necesaria la certificación de las plantaciones; certificación en la que se toma en cuenta el cumplimiento de estrictas normas de seguridad bioética respecto al uso de plaguicidas químicos (12)

    Responsabilidades de los empleadores en la prevención de riesgos asociados al uso de los plaguicidasEditar

     

    ·         Educación y capacitación

    Para la reducción de los factores de riesgos y las consecuencias de una intoxicación por plaguicidas es esencial que el usuario tenga conocimientos de la fórmula del producto, tales como las propiedades, en que tiempo debe de usarse, los riesgos que presenta y las limitaciones básicas.   (13)

    Las diferentes instituciones que trabajan con plaguicidas deben de capacitar a sus trabajadores con el fin de prevenir los riesgos que puedan darse en la aplicación del plaguicida, así mismo se le informa los riesgos que tienen sus compañeros de trabajo, las plantas y los animales, estas capacitaciones deben de ser cada vez que el trabajador aplique el plaguicida. (13)

    Debido a la costumbre que tienen los trabajadores de usar materiales tóxicos constantemente, puede llevarlos a ser descuidados y no aplicar las medidas de precaución necesarias. La capacitación y la educación a estos trabajadores para el uso correcto de los plaguicidas forma la primera línea de defensa contra el riesgo de intoxicación. Para las capacitaciones a los operadores se necesita tener buenos capacitadores que manejen bien los procedimientos de campo y la capacidad de transmitir la información por medio de técnicas audiovisuales.  Dentro de la temática de la capacitación se debe instruir sobre la higiene personal, lavado de ropa y equipo y las instrucciones que debe seguir en un asunto de contaminación accidental. (13)

    Al momento de la operación los trabajadores deben de usar el equipo adecuado de protección, la empresa proporciona el medio ambiente confortable y seguro para trabajar, brindándole al trabajador la garantía de salud y seguridad que proporcione mayor productividad.  (13)

    Dentro de los temas a tratar en las actividades de capacitación y educación a los trabajadores son los siguientes: Vías de absorción de plagas, usos y riesgos de plaguicidas, síntomas de envenenamiento, primeros auxilios, uso de la ropa y equipo de protección, condiciones y medio ambiente de trabajo seguro. (13)

    ·         Vigilancia médica

    Los trabajadores que se encuentran expuesto tiempo completo a plaguicidas deben de tener controles periódicos de salud con médicos especialistas con el fin de detectar en el trabajador las situaciones que puedan aumentar el riesgo de sufrir daños en la salud.  El grupo de personas excluidas de trabajar con plaguicidas son: jóvenes, ancianos, embarazadas, incapacidades físicas o psíquicas. (13)

    El médico que lleva el control de los trabajadores debe de estar atento cuando estos presenten síntomas y signos que indiquen daño asociado a plaguicidas o factores que afecten la salud del individuo. El médico debe de notificar según los reglamentos de su país cada cierto tiempo la salud de los trabajadores de una empresa. (13)

    Es importante contar con un botiquín de primeros auxilios dentro de la institución y promover a buenos hábitos alimenticios en los trabajadores. (13)

    ·         Régimen de trabajo

    Se pueden reducir los riesgos, creando diferentes jornadas de trabajo disminuyendo el tiempo de los trabajadores a operaciones de mayor riesgo o haciéndolos rotar por diferentes operaciones siempre y cuando estén capacitados en el trabajo que realizaran. (13)

    Debido a los diferentes climas es necesario tener en consideración que cuando el clima es cálido el trabajo debe de realizarse en horas cuando la temperatura sea baja y permitan con comodidad el uso de ropa y equipo de protección, obteniendo de esta manera mayor seguridad y productividad de los trabajadores. (13)

    ·         Ropa y equipo de protección personal

    El adecuado uso de ropa protectora puede disminuir los riesgos, aunque estas ofrezcan protección importante es importante no olvidar el uso de la higiene personal. (13)

    El riesgo suele aumentar cuando la ropa protectora es inadecuada o se encuentra descuidada o contaminada. La cantidad de protección será determinada por el uso de plaguicidas y su toxicidad, concentración y formulación.  Para seleccionar el equipo protector se debe de considerar factores como la técnica de aplicación del plaguicida y el tiempo de exposición (no debería de ser mayor a cuatro horas). (13)

    Es responsabilidad de cada trabajador cumplir con las normas de ropa protectora para su propio cuidado. La ropa debe de ser cómoda para el trabajador para poder realizar bien su labor. (13)

    Por ningún motivo se debe permitir el trabajo sin la protección básica, como el overol y el sombrero. (13)

    Figura 1. Equipo protector recomendado conforme al tipo de trabajo y el grupo de plaguicidas

     

    TIPO DE TRABAJO

    EQUIPO PROTECTOR

    CLASE DE PLG (OMS)

    BOTAS

    ZAPATOS DE LONA

    OVEROL

    SOMBRERO

    GUANTES

    DELANTAL

    MÁSCARA PROTECTORA

    MASCARILLA

    Manejo de concentrado

    Ia

    Ib

    II

    III

    +

    +

    +

    +

     

     

    +1

    +

    +

    +

    +

    +

    +

    +

    +

    +

    +

    +

    +

    +

    +

    +

    +

    +

    +

    +

    +

    +2

    +2

    +2

    +2

    Rociado de interiores

    II

    III

     

    +

    +

    +

    +

    +

    +

     

     

    +

    +

    +

    Rociado de exteriores

    Ia

    Ib

    II

    III

    +

    +

    +

    +

    +

    +

    +

    +

    +

    +

    +

    +

    +

    +

     

    +

    +

    +2

    +2

    +

    Tomado con modificaciones de Plestina, R. Prevención, diagnóstico y tratamiento de intoxicaciones por insecticidas. Centro Panamericano de Ecología Humana y Salud. Metepec, México, 1986.


     

    ·         Supervisión

    Cuando existe supervisión de parte de los empleadores esto garantiza que los trabajadores cumplan con las normas establecidas que permiten que tengan seguridad en el desempeño de sus labores. Los jefes deben observar que se lleve a cabo el cumplimiento de todos los procesos que tienen como finalidad la protección de los trabajadores, incluyendo aquellas que tienen relación con la higiene personal, es importante que los superiores verifiquen el lavado de manos y el uso de las barreras protectoras que tienen un papel primordial en la protección de los empleados. (13)

    Es necesario que, dentro del desempeño de las labores diarias en el campo, los trabajadores se organicen de tal manera que puedan delegar comisiones para que siempre se supervise el cumplimiento de las normas de seguridad. Además de esta función también es necesario que controlen que todo el equipo que se utiliza en el campo se mantenga bajo buenas condiciones y que no existan fallas como, por ejemplo, fugas o mangueras dañadas que puedan generar importantes perjuicios a la salud de los empleados. Es deber de los empleadores el mantener un adecuado suministro de insumos para la limpieza de los trabajadores, así como un botiquín que tenga los implementos para atender emergencias debidas a sobreexposición a los plaguicidas. (13)

    Deben contar con un plan establecido en caso de intoxicación y conocer los síntomas que presentará el empleado bajo estas circunstancias, deben de permitir que el trabajador detenga sus labores y deben llevarlo rápidamente a algún centro asistencial en caso de que se presente cualquiera de los síntomas indicativos de intoxicación, como sudoración excesiva, vómitos e incluso convulsiones. La supervisión es primordial para factores como el uso de plaguicidas en el campo, ya que la sobrexposición a estos puede ser fatal. (13)

    ·         Derrames

    Los derrames de estas sustancias nocivas deben ser considerados como emergencias y los operadores deben conocer cómo actuar ante determinada situación. (13)

    Cuando se trasladan de un lugar a otro este tipo de sustancias aumenta el riesgo de derrames de los mismos y es aún más grande el riesgo cuando el equipo en el cual se trasladan está deteriorado, inclusive existe riesgo cuando los recipientes en los cuales se almacenan y se embarcan y posteriormente se trasladan los plaguicidas es de muy buena calidad ya que a lo largo del proceso de trasporte este puede sufrir daños. (13)

    Ante cualquier derrame deben tomarse medidas rápidas y eficaces, debe cubrirse con materiales que absorban el derrame como arcillas granuladas y aserrín y posteriormente alguien debe lavar la superficie utilizando equipo de protección, y debe hacerlo con detergentes y suficiente agua, luego de ello el material absorbente debe desecharse lejos de cualquier suministro de agua. (13)

    ·         Servicios básicos de salud y seguridad

    Como parte de los requerimientos para desarrollar una empresa con trabajadores que realicen el manejo de estas sustancias, los supervisores y empleadores deben proveer en el ambiente de trabajo los implementos y las condiciones necesarias para que se corran la menos cantidad de riesgos, dentro de ellos se deben incluir (13):

    ·         Implementos básicos para higiene personal y del ambiente.

    ·         Suministros para la pronta atención médica, y medios para el transporte de los trabajadores a algún centro asistencial cercano.

    ·         Agua y jabón en suficientes cantidades, en sanitarios distribuidos en toda el área de trabajo para que los empleados puedan accesar a ellos fácilmente.

    ·         Recipientes adecuados para el depósito de desechos sólidos y líquidos.

    ·         Servicio de drenaje.

    ·         Ambientes limpios y cómodos para los tiempos de alimentación, así como para recreación de los trabajadores. (13)

    Responsabilidades de los trabajadores y de la comunidad en la prevención de riesgos asociados a los plaguicidasEditar

     

    Selección de los plaguicidas

    Los trabajadores que son contratados por el sector privado y la comunidad en particular la rural son los que se exponen a los efectos adversos de los plaguicidas. La responsabilidad es de cada uno de ellos en el efecto de cuidar su salud y el evitar la contaminación del lugar de donde trabajan. (14)

    Mucho antes de determinar el plaguicida que se utilizará se debe evaluar si es pertinente el utilizarlo para no crear problemas en las prácticas que inducen a una agricultura saludable. Por lo que es importante que al seleccionar un plaguicida se determine el costo, el peligro que se tiene al manipularlo y la eficacia contra la plaga que se quiere erradicar. La mayoría de veces se selecciona el plaguicida más eficiente para erradicar la plaga sin considerar el factor de riesgo el cual es sumamente importante por la toxicidad aguda del ingrediente activo. Se debe evaluar la concordancia que hay entre la toxicidad para los mamíferos y las plagas, entre más alta es la relación entre estas, más bajo es el riesgo para la especie mamífera. Los trabajadores y la comunidad deben de trabajar para que no se seleccionen los plaguicidas agrícolas de usos en las plantaciones para combatir plagas en la casa o en algún jardín. (14)

    Medidas preventivas y de protección al usar plaguicidasEditar

     

    Debido a la acción de los plaguicidas, estos pueden matar a cualquier tipo de vida, incluyendo la humana.  Las personas que se dedican a trabajar con plaguicidas tienen el riesgo de intoxicarse e incluso morir, por dicha razón deben de tener conocimiento y seguir cada una de las medidas de prevención y protección. (15)

    Para prevenir los riesgos es importante tomar en consideración diferentes puntos tales como: la preparación de mezclas, el llenado de equipo, el mantenimiento y aplicación del equipo.  (15)

    En la preparación de mezclas, muchos trabajadores desconocen las condiciones de seguridad y protección personal, las condiciones de higiene y los procedimientos adecuados para la preparación de la mezcla pueden ser altamente dañinas y los predispone a diversos riesgos y afecciones de salud. (15)

    Durante el llenado de los equipos de aplicación Se debe de evitar que existan derrames, al no usar elementos de protección adecuada este puede ser absorbido por la piel y las vías respiratorias. Es necesario aplicar el producto con precisión y en concentraciones adecuadas, debido a esto hay que considerar la técnica de aplicación y la formulación adecuada de plaguicidas. El tiempo de exposición de los trabajadores debe ser el menor posible para que no haya afectación a la salud.  (15)

     Según la OMS los grupos 1a y Ib. no se deben de aplicar en interiores para el control de vectores de enfermedades o para uso intradomiciliar debido a que presentan mayor posibilidad de exposición que las aplicaciones en exteriores, por dicha razón es importante vigilar las condiciones de seguridad de las instalaciones antes de hacerlas. (15)

    El mantenimiento inadecuado del equipo, por ejemplo: las fugas, el aumento de la exposición y las aplicaciones de mayores cantidades de plaguicidas incrementan el riesgo de sufrir intoxicaciones, perjudicando la salud del trabajador y la contaminación del medio ambiente. (15)

    Higiene personalEditar

     

    Se les debe brindar a los trabajadores educación juntamente con instalaciones para su aseo personal antes y después de manipular los plaguicidas ya que es vital reducir los efectos del plaguicida sobre el cuerpo. El factor determinante para el manejo de estos plaguicidas es tener al alcance agua y jabón en gran cantidad. Generalmente las personas si tienen agua y jabón en abundancia, pero las instalaciones se encuentran a una distancia grande el cual les induce más fatiga el llegar al lugar después de una jornada larga de trabajo. Todos los trabajadores deben usar ropa que los protejan que esté limpia y que se lave regularmente en el lugar donde se trabaja y no llevarlas a su casa para no contaminar su entorno. (15)

    El accionar de las personas en el ambiente de trabajo es otro determinante para evitar la contaminación por plaguicidas como evitar el comer, fumar y beber. Evitarse tocar la piel con los guantes que han estado expuestas al plaguicida (15)

    == Protección del medio ambiente==

    El manejar incorrectamente los plaguicidas provoca contaminación del ecosistema que esto incluye el agua, alimentos, suelo afectando a las especies que viven en el entorno. Los trabajadores que manipulan. Se debe de trabajar con el mayor cuidado durante la aplicación de los plaguicidas como en la preparación de estos, el llenado, limpieza, disposición para evitar la contaminación de las fuentes de agua, suelo, aire y animales (15).

    Recomendaciones de la OPS Y OMS para la vigilancia epidemiológica en el uso de plaguicidas

    Según la OMS/OPS existen recomendaciones para la vigilancia epidemiológica efectiva en el uso de plaguicidas como lo son:

    1.       Determinar cuáles son los orígenes de la contaminación ubicadas en las distintas regiones y realizar un análisis de los grupos que se encuentran susceptibles al daño y con esa información realizar un mapa epidemiológico.

    2.       Visitar las regiones con la finalidad de inspeccionar y controlar las medidas de higiene y seguridad.

    3.       Ubicar cuales son las fuentes de información.

    4.       Tomar muestras y enviarlas a los laboratorios para mantener una constante vigilancia ambiental y biológica.

    5.       Realizar una notificación constante de los resultados que se obtengan a las instituciones pertinentes.

    6.       Informar acerca de los casos agudos, los crónicos y los casos sospechosos y comprobados de intoxicación.

    7.       Realizar el procesamiento, análisis e interpretación de los datos recabados.

    8.       Establecer conexiones entre los niveles ejecutores y otros sectores e instituciones.

    9.       Realizar acciones para la prevención de los riesgos de intoxicación con plaguicidas, así como difundir programas educativos acerca del uso adecuado y medidas para disminuir los riesgos y daños. (16)

    Criterios para determinar una alerta epidemiológica

    Aparición brusca de más de un caso de intoxicación por plaguicidas en una región en un plazo de 48 horas. La relación entre los enfermos puede ser el lugar de trabajo, el hogar, el origen de agua y alimentos que se consumen.

    Aparición de una sola persona intoxicada, mientras hay más personas expuestas.

    No existe casos, pero hay demanda exagerada de la concentración de plaguicidas en lugares que ponen en peligro a la población: aire, agua o alimentos destinados al consumo humano y abastecimiento de agua. (17)

     

    Situación del sistema de vigilancia en Guatemala

    La información se genera desde la unidad primaria generadora de datos (UPGD) hacia el municipio y del municipio hasta el nivel nacional e internacional, y del nivel nacional se envía retroalimentación a los departamentos, de los departamentos a los municipios, así como desde cada nivel envía información a los aseguradores. (18)

    La organización responsable del uso de plaguicidas en Guatemala es el ministerio de agricultura ganadería y alimentación. (19)

     

     

     

     

     

     

     

     

     

     

     

    SVEA. Protocolo de intervención ante alerta por intoxicación. Imagen disponible en: http://www.juntadeandalucia.es/salud/export/sites/csalud/galerias/documentos/p_4_p_1_vigilancia_de_la_salud/Protocolos_actuacion/intoxicacion_plaguicidas.pdf

     


     

     

     

     

     

     

     

     

     

     

     

     

     

     

     

    Vigilancia epidemiológica (activa y preventiva)Editar

     

    ·         Vigilancia Activa:

    Se vigilarán los lugares que de acuerdo a la incidencia que hayan presentado en años anteriores, hayan sido regiones afectadas, así como por los tipos de siembras y el uso de plaguicidas, y que brinden un mayor riesgo para la exposición ante los mismos. La vigilancia de estos lugares de riesgo valdrá para priorizar las acciones encaminadas a la prevención y para proponer alternativas de solución de los factores condicionantes que dan lugar a la presencia de casos. Se vigilarán los factores de riesgo y la respuesta de los servicios mediante encuestas y mediciones serológicas. A trabajadores expuestos.

    ·         Vigilancia Pasiva:

    Esta se realizará a través de la colección, tabulación y estudio de la información obtenida a través de instituciones que dan el servicio de salud. (19)